DERRAME CEREBRAL: CAUSAS, SÍNTOMAS Y PREVENCIÓN.

Los accidentes vasculares cerebrales (AVC) -también conocido como derrame cerebral, que integra las enfermedades cardiovasculares (ECV)- suele ser un fenómeno agudo que se deben sobre todo a obstrucciones que impiden que la sangre fluya hacia el cerebro. Esta situación que requiere atención médica urgente, impide que el tejido cerebral reciba oxígeno y nutrientes.

¿Cuál es la causa de un derrame cerebral?

La causa más frecuente es la formación de depósitos de grasa en las paredes de los vasos sanguíneos que irrigan el cerebro. Los AVC también pueden deberse a hemorragias de los vasos cerebrales o coágulos de sangre, detalla la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Los ACV, así como los ataques al corazón, suelen tener su causa en la presencia de una combinación de factores de riesgo, tales como el tabaquismo, las dietas malsanas y la obesidad, la inactividad física, el consumo nocivo de alcohol, la hipertensión arterial, la diabetes y la hiperlipidemia.

Factores de riesgo para el derrame cerebral

El riesgo de accidente cerebrovascular es también mayor en personas que tienen una enfermedad cardíaca o mala circulación en las piernas causada por estrechamiento de las arterias, mujeres que toman píldoras anticonceptivas (especialmente las que fuman y son mayores de 35 años), mujeres que toman terapia de reemplazo hormonal. Además las embarazadas tienen un mayor riesgo durante el embarazo.

Tipos de derrame cerebral

Los ataques cerebrales se clasifican en dos categorías principales:

  • 83% son ataques isquémicos: derrame cerebral causado por la obstrucción de una arteria.
  • 17% son ataques hemorrágicos: derrame cerebral causado por hemorragia.

¿Cómo identificar los síntomas de un derrame cerebral?

El síntoma más común de los AVC es la pérdida súbita, generalmente unilateral, de fuerza muscular en los brazos, piernas o cara. Otros consisten en:

  • Aparición súbita, generalmente unilateral, de entumecimiento en la cara, piernas o brazos
  • Confusión, dificultad para hablar o comprender lo que se dice
  • Problemas visuales en uno o ambos ojos
  • Dificultad para caminar, mareos, pérdida de equilibrio o coordinación.
  • Dolor de cabeza intenso de causa desconocida
  • Debilidad o pérdida de conciencia

Cómo prevenir un derrame cerebral

  • Dieta sana. Se recomienda consumir abundantes frutas y verduras, cereales integrales, carnes magras, pescado y legumbres, y poca sal y azúcar. El alcohol debe consumirse con moderación.
  • Ejercicio regular. Al menos 30 minutos diarios de actividad física ayudan a mantener el sistema cardiovascular en forma. Al menos 60 minutos casi todos los días de la semana ayudan a mantener un peso normal.
  • Sin tabaco. Este producto daña gravemente la salud, independientemente de cómo se consuma (cigarrillos, cigarros, pipa o tabaco para mascar), indica la OMS. La exposición pasiva al humo del tabaco también es peligrosa.
  • Además verifique y controle su riesgo cardiovascular, la tensión arterial, lípidos en la sangre, así como el azúcar.

Fuente: eluniverso.com

Deja tu comentario