El 37,5% de las leyes aprobadas desde el 2009 son reformatorias

La Unidad Técnica Legislativa de la Asamblea reemplazó a la Comisión de Legislación y Codificación del Congreso.

La página web de la Asamblea Nacional tiene un registro de las leyes que han sido aprobadas —y que están publicadas en el Registro Oficial (RO)— en los tres últimos periodos legislativos luego de la Asamblea Constituyente del 2008: 2009-2013, 2013-2017 y 2017-2021.

En el primero sumaron 62, en el segundo fueron 68 y en el último llegaron a 70. En total, 200. En este periodo final no están contabilizadas cinco que se aprobaron en el pleno en los días previos a la instalación del actual Parlamento, pues todavía no terminan su trámite (no hay pronunciamiento del Ejecutivo).

En el régimen de transición que aprobó la Constituyente se enlistaron las normas que debían aprobarse para ajustar el marco legal a la nueva Constitución.

El “Congresillo” (Comisión Legislativa transitoria que funcionó hasta que se instaló el primer periodo) tenía a cargo cuatro; y la siguiente Asamblea, al menos once, entre ellas, la de la Corte Constitucional, la de Aguas, la de Comunicación, la de Educación Superior, la de Defensoría Pública, Penal, la de Gobiernos Autónomos Descentralizados y otras.

En el primer periodo se aprobaron, además, nueve leyes, que a su vez derogaron otras 1.425 normas con fuerza de Ley, como Decretos Supremos, que ya estaban obsoletas y en desuso.

Este proyecto fue enviado a la Asamblea Nacional por el expresidente Rafael Correa en un solo texto, pero la Comisión de Justicia, que entonces presidía María Paula Romo (que era parte de Alianza PAIS), lo dividió en nueve proyectos de alrededor de 150 normas cada uno.

De las 200 normas aprobadas desde el 2009, 75 son reformatorias, es decir, que modifican alguna otra vigente: 22 en el primer periodo, 19 en el segundo y en el último llegaron a 34. Es decir, el 37,5% del total.

Libia Rivas, presidenta del Instituto de Estudios Legislativos y exsecretaria de la Asamblea, considera que estas leyes reformatorias ya debieron haberse unificado a los textos originales para así evitar la dispersión. Y sugiere que se realice otro proceso de depuración normativa.

Recuerda que antes de la Constitución de Montecristi del 2008 en los Congresos existía la Comisión de Legislación y Codificación, que se encargaba de hacer esta recopilación y edición de reformas.

Martha Narváez, encargada del Archivo-Biblioteca de la Asamblea, señala que la última codificación que se realizó fue al Código Aeronáutico, en el 2006.

En la Ley Orgánica de la Función Legislativa (LOFL), aprobada en el 2009, se remplazó la Comisión de Codificación por la Unidad Técnica Legislativa, que tiene a su cargo ese trabajo.

El artículo 30 de esa norma decía: “Por decisión expresa del pleno de la Asamblea Nacional, la Unidad de Técnica Legislativa podrá preparar proyectos de codificación de diversas leyes, que serán puestos a conocimiento de la respectiva comisión especializada permanente para que esta realice el informe correspondiente en un plazo máximo de sesenta días… El pleno de la Asamblea Nacional, en un solo debate, que se realizará al menos treinta días después de distribuido el informe, y con votación de la mayoría absoluta de sus miembros aprobará o negará el proyecto de codificación. Si se aprueba, la presidenta o presidente de la Asamblea Nacional ordenará su inmediata publicación en el Registro Oficial”.

Los plenos de los últimos tres Parlamentos no le encargaron elaborar ningún proyecto en ese sentido. Rivas señala que no se lo hizo porque esta tarea de investigación es “casi arquelógica” y, en general, la actividad legislativa ha sido muy activa, con otras prioridades.

Pero en las últimas reformas a la LOFL se amplió la iniciativa para pedir estas codificaciones: ahora pueden hacerlo tanto las comisiones especializadas como la propia unidad. 

Fuente: El Universo (T.F.)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *