Los venezolanos están de júbilo en Ecuador porque ya pueden comenzar a regularizar su estatus migratorio y aspirar a integrarse legalmente a la vida económica y social del país.

“Yo creo que va a ser genial para las personas que realmente queremos estar estables, tanto social, como económica y culturalmente con ustedes los ecuatorianos”, dijo esta semana a la Voz de América Firmonht Pérez, un venezolano de 33 años originario de La Guaira.

Pérez fue uno de los primeros en ser entrevistado en Quito al comenzar el lunes la segunda etapa del proceso abierto por el gobierno de Ecuador. Lleva poco más de un año en Ecuador y reconoce que el mecanismo le abrirá nuevas puertas.

En una primera etapa, desde el 1 de septiembre, los venezolanos se podían registrar por internet en un sitio creado para el proceso, y ahora deberán acudir a una entrevista presencial para entregar sus datos y documentos en ventanillas de Migración.

El proceso, en su primera jornada, el lunes, tomó como promedio 10 minutos. Durante ese tiempo, los solicitantes entregaron información personal, registraron sus huellas y se les tomó una fotografía.

 

Otra que expresó su alegría tras cumplir el proceso fue Yennifer Carrillo.

“Ya que el gobierno, con ese censo, puede visualizar el estatus de nosotros, las necesidades, a qué nos dedicamos, en qué punto nos encontramos y todo, todo lo relacionado en positivo para los migrantes”, declaró.

La Subsecretaría de Migración prevé registrar diariamente a unos 3.000 inmigrantes en 19 puntos abiertos a escala nacional. La estadística en línea arrojó que la mayoría de los venezolanos residen en Quito y Guayaquil, y que se desempeñan, más que nada, como vendedores o empleados en trato directo con el público.

«Pedimos justicia»: migrantes venezolanos que sobrevivieron a accidente en Nicaragua llegan a EEUU

En Ecuador residen al menos medio millón de personas procedentes de Venezuela, según datos de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), y el gobierno aspira a regularizar a 324.000 de ellas en los próximos meses.

“El proceso de registro es el primer paso para la regularización”, explicó a la VOA Andrés Naranjo, director de Servicios Migratorios del Ministerio del Interior. “Una vez culminado el proceso de registro de permanencia migratoria, deben acercarse al Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana a solicitar el visado”.

Las visas serán de dos años y renovables. Más adelante, los venezolanos obtendrían una cédula de identidad.

Según datos oficiales, se calcula que en el primer día de las entrevistas se registraron 3.272 ciudadanos venezolanos.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.